Depresión y algunas de sus manifestaciones.

Se oscurece el sol al mediodía y enmudece la música del alba cuando hay tristeza en el corazón. -Edward Young.

 

He considerado de importancia dedicar un apartado exclusivamente a "los trastornos depresivos" al igual que lo hice con los trastornos de ansidedad. A través de una breve explicación, resumiré información básica a modo de orientación.

Aunque la incidencia de depresión es menor que la de ansiedad en la población en general, es un problema de notable importancia clínica y gran impacto psicosocial.

La depresión, junto con la ansiedad, ha sido uno de los temas de estudio más importantes en terapia de conducta. Su concurrencia con otros problemas clínicos, hace que esté presente en muchos pacientes.

Todo el mundo parece tener una idea de en qué consiste la depresión. Su cercanía hace que haya una idea bastante acertada de lo que es como entidad clínica. Cuantas veces escuchamos "estoy depre", "me encuentro deprimido" etc. Puede tratarse de un estado de ánimo transitorio, sin embargo, se debe estar alerta y buscar ayuda en caso de que los síntomas persistan.

La tristeza no es depresión. La tristeza es una emoción normal provocada por percepciones realistas, las cuales describen un acontecimiento que implica pérdida o decepción de una manera no distorsionada. La depresión es una enfermedad que siempre deriva de conceptos distorsionados.

El trastorno depresivo afecta de un modo global a la persona, produciendo cambios que alcanzan a todas las áreas de su comportamiento. De modo general, puede señalarse, que el trastorno depresivo se origina como consecuencia de la incapacidad para resolver, de un modo adecuado un problema o problemas. La persistencia del problema y la falta de estrategias efectivas para hacerle frente, puede llevar a la persona a la desesperanza, la pasividad, a una situación de renuncia, en definitiva a padecer un trastorno depresivo.

Un punto central sobre el que reposa la conceptualización de la depresión es el grado de satisfacción-insatisfacción de la persona con su entorno: sus actividades, sus planes, sus relaciones personales. Un balance positivo en función de la satisfacción en los distintos ámbitos de actividad de la persona, hará que esta se encuentre emocionalmente bien, que tenga un nivel adecuado de autoestima y competencia y un nivel razonable de actividad (física, social, etc.). Por el contrario, una predominancia de la insatisfacción, podría llevar a una reducción de la actividad, a una baja autoestima, y a cambios emocionales y fisiológicos negativos.

Para su diagnóstico y posterior tratamiento, es necesario orientar la evaluación hacia una serie de aspectos y actividades de la persona.

El tratamiento de la depresión es uno de los ámbitos de actividad de la terapia cognitivo-conductual que es la más plenamente aceptada tanto por los pacientes, como por psicólogos y psiquiatras.

 

Psico Noús.

 

 

 

 

 

 

 

Psico Noús.

Ámate, Cuídate, Acéptate.
Psico Noús.